FANDOM


Silesia (シュレジエン  Shurejien) es un personaje no oficial de la serie Hetalia: Axis Powers. Su nombre humano es Dagmara Niemczyk (ダグマラ·  ドイツの女性). Este artículo es creado para fans por fans, y su fin es entretener al lector y dar a conocer el personaje inventado (a pesar de que se hiciese alguna que otra mención en la serie).

AparienciaEditar

Es una chica de temprana edad, ronda sobre unos 14 años. Esta característica repercute en su cara aniñada, la cuál destaca por sus grandes y castaños ojos. Estos, son iguales que su corto pelo que cae en sus hombros con las puntas algo rizadas, en forma de tirabuzón. Suele llevar una chaqueta beige echa de piel, superpuesta por un fino chaleco de color lavanda, prenda que hace que conjunte con la falda de picos que lleva, blanca con estampados en morado. También lleva unas botas como la falda, las cuáles siempre les queda grande y Prusia tiene que estar atándole los cordones cada dos por tres.

En su castaño pelo, tiene cogida una pequeña coleta que llega hasta un poco más abajo de sus orejas. La coleta está cogida con una gomilla que lleva la el símbolo de la bandera de Silesia. (Un águila parecido al de Prusia), y en su cuello lleva un colgante con ese mismo signo, aunque el albino quiso que se pusiera la Cruz de Hierro.

HistoriaEditar

En el año 406, Silesia estaba rodeada de germanos silingos, bastarnos y vándalos, pero poco después fue despoblada por éstos cuando marcharon a conquistar al Imperio Romano. Se quedó totalmente sola siendo una niña que tenía que sobrevivir gracias a la caridad. Esto cambió en los siglos VI-VII, los pueblos eslavos se asentaron en el oeste, y los croatas en el este. Hacia fines del siglo VII la mayoría de los eslavos y la gran parte de los serbios blancos marcharon hacia la Península de los Balcanes, estableciéndose en las actuales Croacia y Serbia, siendo entonces Silesia repoblada por polacos y checos. En este tiempo, Silesia había recibido un montón de cultura, y manejaba con facilidad los idiomas inculcados en ese periodo de tiempo.

Polonia había echo oficial a Silesia fundándola en el año 990, al fin era una nación reconocida por todos. Pero desde el siglo X al siglo XII, la pequeña se convirtió en un escenario de batallas entre Polonia y Chequia. Como resultado, Silesia pasó a pertenecer al hijo mayor del príncipe polaco del 1138, quién al morir les entregó a la pequeña a sus dos herederos y se la repartieron en dos regiones. Desde ese momento quedó totalmente dominada por Polonia, el rubio se alegraba ya que era la región más desarrollada de su país.

En el siglo XIII, empezó la recolonización alemana en el sur de Silesia. En ella, fundaron numerosas minas y cuidades, pero en el 1241 se paró la batalla de los mongoles gracias a Enrique II, quién murió en batalla. Silesia se unió al Sacro Imperio Romano Germánico en el 1355, conociéndo así a los países que nunca tuvo oportunidad, pues siempre estaba con Polonia. Hizo migas con Italia y Bélgica, quienes se convirteron en grandes amigos para la pequeña.

Austria se apodera de Silesia en el 1526, su relación principalmente consistía en la servidumbre que la castaña le mostraba. Sabía que Austria era un importante país aunque no fuera muy poderoso en cuanto a fuerza y ejército, pero la casa de los Habsburgo era un factor a favor del moreno. Con la llegada de la Reforma comienzan los conflictos entre la mayoría protestante de la población y la dinastía ultra-católica.

Comienza la Guerra de Sucesión Austriaca. El único apoyo directo de Austria fue Inglaterra, pero éste se retiró temprano, solamente quería fastidiar a Francia, quién era uno de los aliados en el bando prusiano. Finalmente, la guerra acabó con Silesia en las manos de Prusia, el albino había comenzando un periodo de prosperidad gracias a la colonización.

El Imperio Alemán creado en el 1871 incluye a Silesia dentro de la Unificación alemana. Los buenos modales adquiridos por la chica y la forma tan fina de expresarse hizo que la relación con Alemania fuese agradable, aunque curiosamente con Prusia era diferente.

Al final de la WWI, Silesia vuelve bajo el cargo de Polonia, le dio bastante alegría volver con su antiguo jefe ya que ambos pensaban igual y se entendían bien pero por otra parte, no quería separarse de Prusia, pues no sabía si empezaba a sentir algo más que devoción por el albino. Realmente, Alemania se quedó con una pequeña parte de su terreno, por lo que Silesia iba a su casa para pasar el rato con los germanos, eso le hacía feliz.

Después de la derrota alemana en la WWII, la parte de Silesia todavía perteneciente a Alemania es cedida a Polonia a cambio de las tierras orientales polacas anexadas por la URSS en el 1914, cuando expulsaron a los alemanes, declararon unilateralmente que su frontera con Polonia era la establecida en el pacto entre Alemania y Rusia en 1939. Toda la población alemana (más de 4 millones de personas) fue desterrada y en su lugar la región fue colonizada con polacos. La parte checa de Silesia anexionada por Alemania en el marco de la integración de los Sudetes, también fue vaciada de su población alemana. Esto hiz que la relación entre Silesia y Alemania se quebrase por completo, ya no tendría contacto con él y se enfriaría bastante la amistad.

Por terminar, en 2004, Silesia por fin entró en la UE.